La Secretaría de Salud informó que los siete meses de epidemia ya acumulan 76,603 muertes

Expansión Política

México acumula 733,717 casos positivos y 76,603 muertes de personas enfermas de COVID-19 luego de siete meses con la pandemia.

Del reporte presentado por José Luis Alomía, director general de Epidemiología, se desprende que en las últimas 24 horas se confirmaron 3,400 contagios y 173 decesos de personas portadoras del virus SARS-CoV-2.

A nivel, mundial, México pasó al octavo lugar en contagios luego de varias semanas de permanecer en el séptimo. Fue superado por España que en las últimas semanas ha mantenido repuntes y hasta este lunes ya acumula 748,266 casos positivos, en tan solo dos días acumuló más de 20,000 casos.

Respecto a muertes, el país se mantiene en el cuarto sitio a nivel global, solo detrás de Estados Unidos, Brasil e India.

México cumple este lunes siete meses exactos de haber confirmado su primer caso positivo, lo cual ocurrió el 28 de febrero pasado.

Las autoridades federales afirman que la intensidad de la epidemia lleva ocho semanas a la baja, pero que podría repuntar la cantidad de personas hospitalizadas ante la temporada de influenza, que dará inicio en octubre.

Un total de 10,009 personas se encuentran hospitalizadas a causa del COVID-19, 7,675 en las camas generales (el 27% del total de las destinadas para estos pacientes) y 2,334 en las que cuentan con ventilador para apoyar la respiración (23% del total habilitado).

Alomía insistió este lunes que la baja ocupación son una muestra de la tendencia a la baja de la transmisión del virus.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, informó que el próximo jueves iniciará la campaña nacional de vacunación ante la llegada de la influenza y aclaró que el insumo no se aplicará a todas las personas sino a aquellas que tiene posibilidades de agravar (personas mayores a 60 años y menores a 5años, mujeres embarazadas o gestante y personas con enfermedades crónicas como asma y diabetes).

“La vacuna contra la influenza tiene como fin disminuir la probabilidad de que se complique en las personas que tiene mayor probabilidad de contagiarse… La vacuna no tiene como propósito la de disminuir la propagación”, expuso.