Sin embargo, consideró que en las demás reformas aprobadas por el Congreso, se puede leer un tema político

Dulce Gómez

La observación que envió el gobernador de Puebla, José Antonio Gali Fayad, al Congreso del Estado, en contra de la abrogación de la Ley Bala, fue correcta, pues no se llevó el debido proceso legislativo, aseguró el académico Enrique Cárdenas Sánchez. El ex rector de la Udlap y ex aspirante a candidato a gobernador por la vía independiente, entregó a la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso su análisis de las observaciones que vendió el mandatario estatal al Congreso, de cuando menos siete reformas impulsadas en el pleno, desde que arrancó la LX Legislatura. Por lo mismo, Cárdenas Sánchez enfatizó que sí es necesario emitir una nueva ley que regule el uso legítimo de la fuerza de los cuerpos de seguridad en Puebla, ya que al desaparecer la Ley Bala se dejó un vacío legal que no es suplantable con la Constitución actual. “El evidente trasfondo político en este decreto de abrogación, tiende a empeorar al marco normativo y es lo que se requiere para cuidar el bienestar de los ciudadanos. Es necesario eliminar estas pugnas políticas, pues van en detrimento de una legislación diseñada por la convivencia social”, dijo.

En entrevista a su visita al Legislativo local, el líder de la organización Sumamos, señaló que en las demás reformas aprobadas por el Congreso, se puede leer un tema político por parte del mandatario estatal, pues a diferencia de esta abrogación, no hay elementos para retirar las otras reformas. En el caso particular de la Reforma a la Ley Orgánica de la Fiscalía General del Estado (FGE) con la que el Congreso buscaba nombrar un nuevo fiscal, Cárdenas Sánchez aclaró que la reforma fue bien planteada por los diputados, y en su análisis, se debe especificar la temporalidad del fiscal, situación que fue revirada por Gali Fayad. Por último, a la reforma de la Ley Orgánica Municipal que da la facultad a los ayuntamientos para que ellos elijan a sus alcaldes sustitutos sin la intervención del Congreso, en primer término, el economista apuntó que fue correcta la reforma de los legisladores y se debe esperar a que los municipios se pongan de acuerdo en su forma de gobierno.