Edson Cortés Contreras indicó que llevan más de 300 impugnaciones que se han hecho a la convocatoria y designaciones

 

Carolyne Rodríguez

 

Con una clausura simbólica del Instituto Electoral del Estado (IEE), consejeros estatales de Morena impedirán los registros de candidatos previamente avalados por la Comisión Nacional de Elecciones, al afirmar que son perfiles impuestos.

En entrevista, Edson Cortés Contreras indicó que llevan más de 300 impugnaciones que se han hecho a la convocatoria y designaciones realizadas por las dirigencias estatales y nacionales.

“Las y los consejeros de Morena no vamos a permitir el registro a ediles; debe quedar claro a quienes quieren imponer y ponen en riesgo el proyecto nacional que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador”, dijo.

Por su parte, Araceli Bautista sostuvo que las listas de candidatos están compuestas por lo peor del PRI y lo peor del PAN. También sostuvo que el “secretario general de Morena” Édgar Garmendia de los Santos vendió las candidaturas a delincuentes de municipios.

“Esa lista emitida por la Comisión Nacional se tiene que venir abajo y aquí estaremos el tiempo que sea necesario”, sentenció.

 

CEE SE DESLINDA

 

A través de un comunicado firmado por Édgar Garmendia de los Santos, el Comité Ejecutivo Estatal se deslindó de los militantes y consejeros que están en el órgano electoral, al tiempo que afirmó que es un proceso transparente.

“Desconocemos el actuar y los intereses de quienes están realizando estos actos; en todo momento seremos respetuosos del órgano electoral”, precisa el comunicado.

 

MORENISTAS EXIGEN CANDIDATURAS PARA LA BASE, NO PARA EX PRIISTAS O EX PANISTAS

 

Militantes fundadores de Morena piden a la dirigencia de su instituto político que haya espacios en las candidaturas a cargos públicos para la base y no para ex priistas o ex panistas, virtuales perfiles en busca del voto.

Por lo anterior, reprocharon la falta de oportunidades para los verdaderos representantes de la izquierda por parte de la Comisión Electoral del partido.

“Nuestro partido ya fue infiltrado y no hay una dirección estatal clara, toda vez que tenemos representantes y por tanto dos comités para elecciones que no son capaces de coordinarse por el bien de Puebla”, dijo.

Los fundadores del partido en Puebla reprocharon que los actuales perfiles que buscan encabezar el partido únicamente generan inestabilidad interna, toda vez que no hay una oficina para atender las impugnaciones.

“Nunca en la historia de un partido de izquierda habíamos tenido una situación así de preocupante, desafortunadamente fuimos infiltrados por intereses oscuros que se darán a conocer”, dijo.