Por: Es la moda

Cuando el calor es insoportable, lo más fácil y práctico es usar tu vestido favorito. Sin embargo, es obvio que no podemos usar un vestido diario. En primera porque no tenemos tantos vestidos; en segunda, porque pareceríamos retratos. Descuida, lo que puedes hacer es usar un look tan fresco y atractivo que dirás “Vestido who?”.

Un little black jumper, que es algo así como un LBD. Podrás usarlo, combinarlo y lucirlo tanto o más que tu vestido negro favorito. Además, ya tendrás noción de que cuáles zapatos y accesorios va mejor.

Un jumper de lino con colores cálidos. Si te suena raro usar negro en verano, puedes intentar con un jumper de tonalidades y telas más frescas. Le irá perfecto a todos tus zapatos veraniegos.

Una minifalda floreada con un top liso es un sí o sí cualquier primavera/verano. Conseguir una falda no es difícil, mucho menos el top, y lo mejor de todo es que puedes usar este look año tras año.

En lugar de usar un vestido, usa una playera grande y holgada como tal. Te dará otro aire, uno más original, extrovertido, fresco y hasta atractivo. Sólo debes tenerte y tenerle más confianza al look.

El clásico short de mezclilla rasgado con una blusa de manga larga. La manga larga es para darle un equilibrio a tu outfit con el “mini” del short…

…y no sólo eso, hará lo mismo con el “mini de tus faldas de mezclilla. Con este look podrás soportar cualquier onda de calor y cualquier onda que te esté tirando aquel chico guapo.

Cuando escuchas la palabra “acaloramiento” lo menos que te viene a la mente son unos jeans ¡PERO! Son indispensables en cualquier armario, puedes usar unos rasgados para darle ventilación a tus piernas y combinarlos con un mini top.

El jumper, así sea largo, siempre dejará respirar tu piel. Esto se debe a que sus telas ligeras y diseños holgados dejen correr el aire por tu cuerpo sin enseñar nadita de nada.

Un pantalón holgado con un bodysuit delgado.Este pantalón es justo lo que necesitas para que tus piernas (no depiladas) se libren de un vestido sin morir de calor.

Skinny jeans, sandalias y una camisa tropical ¡Es perfecto para tus días casuales! Por lógica, las camisas tropicales se hicieron para sobrevivir al calor de la playa, así que en tu ciudad funcionará de pelos.