Las TAR de Irapuato y León ya fueron aseguradas por el Ejército

Huffignton Post

La ciudad más grande del bajío se enfrenta a la escasez de combustible, tras la instrucción dada por el presidente de México de cerrar el suministro de los ductos que salen de la refinería de Salamanca. León tiene una población próxima a los 1.6 millones de habitantes y un parque vehicular que rebasa las 490 mil unidades, por lo que su consumo de hidrocarburos está trastocando las actividades de la ciudad guanajuatense.

LA CIUDAD CUENTA CON 196 EXPENDIOS DE GASOLINA

AM León, reportó que para las 17:05 del 8 de enero solo cinco estaciones de servicio contaban con gasolina, confirmado por el Ayuntamiento de la ciudad. Las autoridades municipales tenían detectadas 38 estaciones con suministros para las 13:45, apenas unas horas después la situación se complicó. La situación del control del flujo de hidrocarburos por parte del ejército continua, las Terminales de Almacenamiento y Reparto (TAR) ubicadas en las municipalidades guanajuatenses de León e Irapuato son ya vigiladas por personal de la Sedena. El reporte de AM León da a conocer que los elementos militares han quitado los medios de comunicación del personal que labora en las TAR de ambas localidades, así como a choferes de pipas. El gobernador del estado, Diego Sinuhe Rodríguez, tras una reunión con Pemex dijo que se harán llegar hoy mismo 11 mil barriles de combustible y otros 30 mil más para el miércoles y jueves, la suma de estos resulta insuficiente para la metrópoli leonesa, ya que esto únicamente dará abasto a casi la tercera parte de su parque vehicular.

EVITAR LA ESCASEZ POR REDES SOCIALES

 Los usuarios de redes sociales promueven pagar a otros por formarse en las filas de las gasolineras que cuentan con combustible, líneas que rebasan los 80 minutos de espera, según mencionan en sus mismas cuentas.

USUARIOS DE REDES SOCIALES BUSCAN OBTENER GASOLINA

Personas que cuentan con bidones cargados venden la gasolina a precios de 60 pesos el litro, aprovechando la escasez y las compras de pánico que se han desatado en la región central del país. El tandeo por el que se está distribuyendo la gasolina en las entidades afectadas está resultando insuficiente, como lo reportan los usuarios en distintos puntos del país.