• Dicho ejercicio se realizó de forma virtual a consecuencia de la pandemia del Covid-19
  • “Existe verdadera libertad porque no se amenaza a los diputados locales que votan en contra, donde no se aplasta o se acalla a la posición, pero sobre todo, donde no se intenta comprar con sobres la voluntad de un diputado”, Gabriel Biestro, líder de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso de Puebla
  • 839 iniciativas han sido presentadas en favor de los poblanos

Jesús Lemus

El líder de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso de Puebla, Gabriel Biestro Medinilla, sentenció que en la LX Legislatura se acabaron con los bonos o amenazas en contra de legisladores sumisos que eran obligados a cuadrarse al viejo régimen del gobierno estatal.

Así lo expuso en su 2do Informe de Labores al frente de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Poder Legislativo, cuyo ejercicio se realizó de forma virtual a consecuencia de la pandemia del Covid-19.

En este sentido, el también coordinador de los diputados locales del partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), indicó que se han presentado 839 iniciativas de ley y se han promulgado un total de 6, que benefician a los poblanos.

Resaltó que lo anterior corresponde a 67 sesiones que se clasifican en ordinarias, extraordinarias y permanentes en el último año, cuando se acabó con la “camarilla rapaz” que nunca tuvo la alternativa de discutir iniciativas en favor de los poblanos y todas eran avaladas de un plumazo.

Destacó que también se acabaron los bonos, prebendas, cañonazos, cochinitos que se entregaban a los anteriores diputados locales para sacar adelante temas que eran una prioridad para el régimen morenovallista.

Aclaró que también son respetuosos de la oposición y jamás se amenaza aquellos que piensan diferente en este Congreso del Estado de Puebla, que se caracteriza por un verdadero debate legislativo.

También refirió que se presentó una denuncia por malversación de recursos ante la Fiscalía General del Estado (FGE), por 8 millones de pesos que fueron ejercidos por la anterior legislatura, que en este caso, se caracterizó por tener una mayoría panista.

“Existe verdadera libertad porque no se amenaza a los diputados locales que votan en contra, donde no se aplasta o se acalla a la posición, pero sobre todo, donde no se intenta comprar con sobres la voluntad de un diputado”, señaló Biestro.

Sobre las reformas más importantes aprobadas durante el año en curso, Biestro Medinilla enfatizó la eliminación del fuero constitucional, además de la nueva Ley de Educación que prohíbe el cobro de cuotas en la inscripción de los alumnos.

También resaltó que la LX Legislatura desarticuló por mayoría de votos la ingeniería electoral que orquestó el morenovallismo para mantenerse en diversos cargos de representación popular, sin importar las críticas que ha recibido el bloque de Juntos Haremos Historia, bajo el argumento de que “representa un balazo en el pie” de cara al 2021.

Entre otras propuestas de trabajo, destacó la Ley de Víctimas del Estado de Puebla, Ley para la Administración, Enajenación y Destino de Bienes Asegurados, Abandonados, Decomisados y Extintos del Estado Libre y Soberano de Puebla.

Resaltó que por primera vez en la historia del Congreso del Estado de Puebla, existe la democracia y la libertad de expresión que formará parte de una bandera para el último año de trabajo de la LX Legislatura.

 Expuso que 2020 ha sido un año complicado y, a pesar de la pandemia por Covid-19, el trabajo legislativo no paró ni un momento, aseguró que esta legislatura se enfrentó a uno de los contextos de salud y económicos más complicados en la historia del estado, lo que cambiará el modo de legislar para siempre.

“El trabajo legislativo no se detuvo, lo cual se logró sin arriesgar la salud de las y los trabajadores del Congreso”, expresó.

También resaltó la gran labor que realiza el gobernador del estado, Miguel Barbosa Huerta, para evitar una crisis en materia de salud, así como la organización para atender la contingencia, sobre todo, porque el trabajo ha sido sin endeudamiento para Puebla y sin pedir un solo peso prestado.

“Por fin tenemos en Puebla un Congreso que discute y acuerda los temas que son importantes a las ciudadanas y a los ciudadanos. Es la primera vez, en muchos años, donde existe verdadera libertad, donde no se amenazan a los legisladores que votan en contra  y no se aplasta y no se acalla a la oposición y no se intenta comprar con sobres regordetes la voluntad de un representante popular”, mencionó.

Mencionó que todos los acuerdos y avances en la presente legislatura, también se lograron por el desempeño que tuvieron diversos diputados que fungieron al frente de la Mesa Directiva que se caracteriza por organizar las diversas sesiones.

Mencionó que el Congreso del Estado, sin ninguna solicitud de ampliación presupuestal, ha hecho un uso transparente, eficiente, racional y austero de los recursos; procediendo por primera vez en más de 30 años a la intervención integral y necesaria del inmueble que alberga esta soberanía, la cual es de destacarse por la restauración del salón de plenos, del patio central, de las instalaciones y de la sede alterna, denominada Mesón de Cristo.

Admitió que aún quedan muchos temas, iniciativas, dictámenes, foros, eventos y comisiones, por lo que se dijo seguro de que este año actuarán con satisfacción a favor de los ciudadanos.