Cursará el “Seminario de Liderazgo Comunitario”, una plataforma para consolidarse como líder e incidir en la defensa de la identidad de los pueblos originarios

Redacción

 En la recta final de su licenciatura, Fabián García Ramírez se percibe como un líder y ve en la educación el motor para una transformación social. Él es estudiante de la BUAP, hablante de chinanteco y uno de los 15 seleccionados del país para cursar este verano el “Seminario de Liderazgo Comunitario”, en la Universidad de Nuevo México, situada en Albuquerque, Nuevo México, en Estados Unidos. Originario de San Miguel Maninaltepec, una comunidad al norte de Oaxaca que ha ido perdiendo su lengua, considera que este es uno de los principales problemas que viven los pueblos indígenas de México, lo cual se traduce en una pérdida de identidad: “La cultura chinanteca es otra forma de construir y de ver el mundo. Está en mí, la llevo dentro y me arraiga para saber quién soy, de dónde vengo y cuál es mi historia”.

Fabián cursó con éxito las dos etapas del proceso de selección para estar entre los 30 semifinalistas y ser uno de los 15 ganadores de la beca de la Embajada de Estados Unidos en México y la Universidad de Nuevo México, en Albuquerque, Nuevo México, para realizar este verano la citada estancia, la cual visualiza como una plataforma para capacitarse y consolidarse como líder comunitario, un perfil que en su opinión entraña responsabilidad, empatía, ejemplo, apoyo al equipo, visión integral y búsqueda del bien común sin protagonismos. Entre otros requisitos redactó un ensayo con aquellos temas y preocupaciones sociales, proyectos, propuestas y metas en el corto y mediano plazo.

Uno de estos planteamientos es la realización de una feria de lenguas indígenas, cuyo fin es eliminar barreras y acercar a los universitarios a las culturas originarias. Además, dado que México no tiene una audiencia monolingüe, incidir, desde el ámbito legislativo, en la creación de contenidos mediático y en educación en chinanteco, una lengua tonal que solo es hablada, al carecer de un alfabeto estandarizado para las cerca de 11 variantes.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.