La pieza que alcanzó el mayor costo fue una estatuilla de la diosa Chalchiuhtlicue, adquirida por más de 8 mdp; esperaban conseguir 10.6 mdp por la comercialización de los 95 bienes culturales procedentes de nuestro país

La Razón

Cerca de 26 millones de pesos recaudó ayer la subasta que ofertó en Francia piezas de arte precolombino pertenecientes al patrimonio mexicano, pese a que la Secretaría de Relaciones Exteriores pidió a la casa Millon que se cancelara. Una estatuilla en piedra volcánica de la deidad azteca del agua, la diosa Chalchiuhtlicue, fue la pieza más costosa en la subasta de arte precolombino de la casa Millon, que autoridades mexicanas no lograron detener. Alcanzó los 377 mil euros (8 millones 27 mil 187 pesos), seis veces el costo estimado que era de 60 mil. Por este hecho el gobierno de Francia ya procesa la demanda que interpuso su similar mexicano, informó ayer la embajadora francesa Anne Grillo. “El Gobierno mexicano emprendió una demanda judicial en Francia que, como todas, ya está en proceso“, señaló la diplomática tras su participación en el Foro Generación Igualdad, realizado en la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Reiteró que Francia está comprometida con la lucha contra el tráfico ilegal de bienes culturales. El embajador de México en Francia, Juan Gómez Robledo, por su parte detalló que se acudieron a los canales diplomáticos y se sostuvieron tres reuniones con el Ministerio de Cultura de aquel país. “Hemos hecho todas las gestiones de rigor, habiéndonos dirigido a la casa de subastas en primer lugar; luego el Instituto Nacional de Antropología e Historia de México por conducto de la Fiscalía General de la República interpuso ya una solicitud de asistencia jurídica penal al Ministerio de Justicia de Francia”, destacó a las afueras del Hotel Drouot, donde se efectuó la puja, en París. Por el total de los 95 objetos del patrimonio cultural mexicano la casa de pujas estimaba reunir 10 millones 663 mil 184 pesos (497 mil 350 euros); sin embargo, superó las expectativas, ya que una sola pieza fue vendida en más de 8 mdp. Una estatuilla de la fertilidad proveniente de Tlatilco fue adquirida en 900 euros (19 mil 259 pesos); mientras que un ídolo de la diosa Coatlicue se fue en 97 mil 500 euros (dos millones 86 mil 900 pesos). Pese a que el embajador mexicano en Francia y la directora general de Asuntos Culturales de la cancillería de México, Laura E. González, se presentaron horas antes de la puja para insistir en que el evento no se realizara, no se canceló; y de acuerdo a medios franceses, Alexandre Millon, el presidente de la casa, dijo que los reclamos diplomáticos y jurídicos mexicanos fueron una forma de publicidad de medios y declaró: “por suerte, se ha hecho justicia”.