La Jornada Maya


Después de los enfrentamientos entre grupos delictivos y elementos de seguridad que tuvieron lugar en Culiacán, liberan a Ovidio Guzmán hijo de El Chapo para “pacificar” a Culiacán.


Esto sucede después de que el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana del Gobierno de México, Alfonso Durazo, confirmara su detención durante un operativo un patrullaje de rutina realizado por la Guardia Nacional y Sedena.


Ante el cerco que establecieron los grupos cédulas del cartel de Sinaloa en contra de la patrulla integrada por elementos de la Guardia Nacional y el Ejército mexicano que habían detenido a Ovidio Guzmán López, hijo de Joaquín El Chapo Guzmán se decidió que al verse superados en número se tomó la decisión de retirarse de la casa sin Guzmán para tratar de evitar más violencia en la zona y preservar la vida del personal y recuperar la calma en la ciudad.