Gabriel Biestro aseguro que, hasta antes de la pandemia, sí era prioridad

 

Jesús Lemus

 

El proyecto de nueva sede del Congreso del Estado de Puebla quedará detenido, luego de que no existen las condiciones para erogar recursos públicos en medio de la crisis sanitaria del Covid-19, donde lamentablemente han fallecido un poco más de 3 mil 700 poblanos.

Así lo confirmó el titular de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Poder Legislativo, Gabriel Biestro Medinilla, quien recordó que antes de la pandemia, sí era prioridad la nueva sede, luego de que la actual sufrió daños severos a consecuencia de los sismos de 2017.

Recordó que en 2017, la BUAP emitió un informe estructural sobre el Congreso del Estado de Puebla, ubicado en la 5 Poniente, donde se determinó que no había las condiciones para albergar a los legisladores, personal y visitantes, porque ante un nuevo sismo, este edificio histórico podría colapsar.

En este sentido, señaló que también se están haciendo unos trabajos de remodelación en la sede del Congreso del Estado de Puebla, los cuales habrán de culminar en tres días y correspondientes al Pleno donde sesionan los legisladores.

“Están a tres días de terminar los trabajos, el problema será el tema de albergar a los 41 diputados locales y sus respectivos equipos, para eso se tomará un acuerdo sobre la reapertura del Congreso”.