Huber García

Marximi consiguió el bicampeonato de la Liga de Futbol Municipal (LFM) en Cuautlancingo, al vencer al equipo Club Atlético Decadente 3-1, en una final que emocionó y alegró a todos los presentes. Si bien al minuto 17 el Club Atlético Decadente salió adelante en el marcador, con un tiro muy lejano de José de Felipe Villalba, el cancerbero menos goleado en la categoría Premier no pudo atajar, y “los decadentes” alimentaban el sueño de derrocar el Goliat de la liga. El partido tuvo muchas acciones en las dos porterías pero el equipo de Marximi no pudo emparejar los cartones en la primera mitad, ya que, con grandes atajadas, el guardameta salvó a su escuadra con por lo menos dos intervenciones de gran manufactura.

Ya para la segunda mitad, la presión de los actuales Monarcas surtió efecto, ya que al minuto 17, el defensa Gustavo Ramírez aprovechó un rebote posterior al tiro de esquina para conectar un cabezazo certero que le dio la igualada a Marximi. Para el minuto 32, una falta a linderos del área fue aprovechada por el delantero Alexis López, quien anotó el gol de la ventaja que los ponía cerca del bicampeonato. A cinco minutos del final Edwin León, “El Abuelo”, ex jugador de Lobos BUAP, en la Liga de Ascenso fue el encargado de cobrar y anotar la pena máxima que sentenció el marcador en la gran final de la máxima categoría en una de las ligas más competitivas de la región. “Me siento muy contento por anotar este gol de falta y aportar a mi equipo, lo dedico a mi família que siempre está a mi lado apoyándome, y a mis compañeros que hicieron un gran esfuerzo para que lograramos el bicampeonato”, declaró el goleador, Alexis López.