Aseguró Joaquín Rubio que, a lo largo de 16 años, el organismo que representa no ha recibido impugnaciones

Jesús Lemus

El presidente de la Junta Local del Instituto Nacional Electoral (INE), Joaquín Rubio Sánchez, señaló que, a pesar de la complejidad de las votaciones, la elección salió adelante y permite entregar la constancia de mayoría a Miguel Barbosa Huerta como gobernador electo. Dijo que después de 16 años de trabajo, el organismo no ha recibido impugnaciones por la organización de elecciones, demostrando el compromiso que se tiene con la democracia para respetar la voluntad popular. Destacó que este proceso comicial se caracterizó por litigios de los partidos políticos que se presentaron durante los dos meses de campaña y que se resolvieron con base al Código de Procedimientos Electorales de Puebla. Reconoció el esfuerzo de cientos de poblanos, quienes en el pasado proceso asumieron el compromiso con la democracia para organizar los comicios extraordinarios para elegir al titular del Poder Ejecutivo del Estado y las cinco alcaldías en disputa. El árbitro de la contienda electoral mencionó que lo anterior permitió entregar la constancia de mayoría a Miguel Barbosa Huerta, quien ganó el pasado 2 de junio con más de 600 mil votos. “Este proceso electoral se caracterizó por el alto litigio de los partidos políticos, pero a más de 16 años, el INE no recibió ninguna impugnación por la organización de las votaciones, que hoy permite entregar la constancia de mayoría”.